Es Pan Comido

  
«    »

Salsas mexicanas: Roja y Verde

by Ana on mayo 20, 2015

Las salsas son muy típicas en la cocina mexicana ya que aportan sabor y color a cualquiera de sus platos.  Ni que decir tiene que el denominador común de todas ellas es su sabor picante, pero adaptándonos a los paladares menos acostumbrados, hoy os propongo dos de las más comunes: Salsa Roja y Salsa Verde cuya base principal es el tomate y no el chile. El tomate rojo o jitomate como se le denomina en México, es el ingrediente principal de la salsa roja y el tomate verde, de la salsa verde.

En cualquier cantina en México, será muy habitual encontrarte una variedad de salsas en el centro de la mesa para acompañar al gusto cada uno de los platos que se sirvan. Algunas serán de elaboración casera y otras tantas, en frascos comerciales. ¡Ojo con querer probar todas porque te puedes llevar más de una sorpresa bien bien picante!

Estas salsas pueden tomarse con unos totopos (triángulos de tortilla fritos o tostados también conocidos como nachos), o para aderezar unas quesadillas, tacos, fajitas, enchiladas, huevos, etc… Las salsa, una vez preparadas, las puedes conservar en el frigorífico varios días. Hacerlas es sencillísimo, leed  a continuación y comprobaréis que son ¡Pan Comido!

Ingredientes para la Salsa Roja

  • 4 tomates bien rojos y maduros
  • 1/4 cebolla
  • 1 chile de árbol (para una salsa suave; añade más chile si te gusta más picante)
  • 1/2 diente de ajo
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • Sal y pimienta

Cómo lo preparamos

Paso 1. Ponemos en una cazuela los tomates enteros, la cebolla y el chile. Cubrimos con agua, dejamos que hiervan durante 5 minutos y escurrimos.

Paso 2. Trituramos en el robot o con la batidora todos los ingredientes cocidos añadiendo el medio diente de ajo hasta obtener una salsa.

Paso 3. Vertemos en una cazuela junto con dos cucharadas de aceite y salpimentamos. Ponemos a hervir  unos minutos para que reduzca y espese ligeramente.

Ingredientes para la Salsa Verde

  • 6 tomates verdes duros
  • 1/4 cebolla
  • 1/2 chile jalapeño (para una salsa suave; añade más chile si te gusta más picante)
  • 1/2 diente de ajo
  • 4 ramas de cilantro
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • Sal y pimienta

Cómo lo preparamos

Paso 1. Ponemos en una cazuela los tomates enteros, la cebolla y el chile. Cubrimos con agua, dejamos que hiervan durante 5 minutos y escurrimos.

Paso 2. Trituramos en el robot o con la batidora todos los ingredientes cocidos añadiendo el medio diente de ajo y las ramas de cilantro hasta obtener una salsa.

Paso 3. Vertemos en una cazuela junto con dos cucharadas de aceite y salpimentamos. Ponemos a hervir  unos minutos para que reduzca y espese ligeramente.

Trucos

  • Podremos añadir o prescindir del chile en la medida en la que nos guste lo picante o no. El chile es fresco y al hervirlo, le quitaremos algo de fuerza. Igualmente, retírale las semillas para que no pique tanto.
  • La podremos conservar en un tupper cerrado durante varios días en el frigorífico.

Quizá te interese:

Wok de verduras salteadas con manzana y almendras
Arroz con salmón y verduras
Hamburguesas de sepia con champiñones y salsa alioli

2 comentarios en Salsas mexicanas: Roja y Verde

  1. Patricia rodriguez dice:

    Hice la roja y me quedo súper rica. Además como no añadí aceite es cero cero. Gracias por las ideas!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>